`READ DOWNLOAD ↳ Esta gente ☄ PDF eBook or Kindle ePUB free

Como los anteriores, un libro con una buena din mica Lo disfrute hasta la ultima pagina. Me demor en leer Esta gente del excelente escritor Venezolano, Francisco Suniaga, al final la apreci , es un poco tediosa al principio con la narraci n interminable que le hace al abogado Ben tez, un viejo amigo de su padre, sobre sus aspiraciones de demandar la independencia de la isla Margarita Por ese sue o iluso lo ponen preso a pesar de su avanzada edad, y sin asidero jur dico alguno, la causa penal por una supuesta Traici n a la patria le corresponde a una Fiscal del Ministerio P blico Me demor en leer Esta gente del excelente escritor Venezolano, Francisco Suniaga, al final la apreci , es un poco tediosa al principio con la narraci n interminable que le hace al abogado Ben tez, un viejo amigo de su padre, sobre sus aspiraciones de demandar la independencia de la isla Margarita Por ese sue o iluso lo ponen preso a pesar de su avanzada edad, y sin asidero jur dico alguno, la causa penal por una supuesta Traici n a la patria le corresponde a una Fiscal del Ministerio P blico que es amante del abogado Ben tez, quien a su vez tiene a su esposa por ser un hombre casado Similitudes de abuso de poder, desidia, seguir instrucciones del gobierno central de parte de la Fiscal en una clara demostraci n de la carencia de Independencia de Poderes que se presentan en la novela nos evoca a la realidad de la p sima justicia que impera hoy en Venezuela La relaci n de Ben tez y su amante termina como casi todos los as furtivos con dejos de amargura y desamor Famoso por sus afectaciones y tecnicismos innecesarios, cuenta con frases como una totona nueva te reafirma la condici n de macho y otras igualmente cargadas de buen gusto y clase Trata sobre un hombre con problemas en la pr stata, no sobre un pa s ni una original maniobra judicial como dicen por ah. Esta gente es la realidad escindida que se nos meti en el tu tano de los huesos y est pudiendo con cada uno de los treinta millones de venezolanos, porque esta gente somos nosotros todos, nadie escapa de ella Siendo as no veo c mo esto va a cambiar en el futuro inmediato, esta gente no tiene un final previsible Una novela con datos hist ricos y personajes muy bien construidos, que m s all de narrarnos la historia de un abogado, de su vida y su involucramiento en un caso que no quer a, SuEsta gente es la realidad escindida que se nos meti en el tu tano de los huesos y est pudiendo con cada uno de los treinta millones de venezolanos, porque esta gente somos nosotros todos, nadie escapa de ella Siendo as no veo c mo esto va a cambiar en el futuro inmediato, esta gente no tiene un final previsible Una novela con datos hist ricos y personajes muy bien construidos, que m s all de narrarnos la historia de un abogado, de su vida y su involucramiento en un caso que no quer a, Suniaga logra arrojar peque as pincelas que evidencian muy bien la sociedad venezolana y el poder, desvirtuado, que ha y est acampando en el pa s desde el ascenso al poder de Hugo Ch vez Basta con leer los di logos de los personajes de Sanabria y Dinorah, para imaginarte a cualquier ministro o empleado p blico afecto al gobierno, pues reflejaban perfectamente sus discursos repletos de l gicas extra as, reiteraci n de la palabra patria , revoluci n, socialismo y c mo la oposici n, supuestamente, tiene la culpa de casi todo Aunque no la considero a la altura de su otro libro El pasajero de Truman, considero que disfrut bastante conocer de Ben tez y su gente de Margarita Magnifica critica a un sistema politico que no ha triunfado en ningun pais, donde el resentimiento, el atropello y la mediocridad estan a la orden del dia, me parecio curioso el hecho que Juan Vicente Gomez tan Nacionalista que se proyectaba estuvo a punto, debido a las circunstancias, de vender la isla de margarita o mejor dicho cederla para pagar la deuda externa a los bancos Teutones, que distinto seria el caribe con un enclave germanico cerca de nosotros, quien sabe lo que habria pasado Una Magnifica critica a un sistema politico que no ha triunfado en ningun pais, donde el resentimiento, el atropello y la mediocridad estan a la orden del dia, me parecio curioso el hecho que Juan Vicente Gomez tan Nacionalista que se proyectaba estuvo a punto, debido a las circunstancias, de vender la isla de margarita o mejor dicho cederla para pagar la deuda externa a los bancos Teutones, que distinto seria el caribe con un enclave germanico cerca de nosotros, quien sabe lo que habria pasado Una vez mas gracia a Francisco Suniaga por entretenernos con este libro, lo recomiendo a todos los Venezolanos, especialmente a los margarite os Una vez m s Suniaga demuestra cu n buen relator es en esta entrega continuaci n de La Otra Isla , donde, en clave de novela negra seguimos al abogado Jos Alberto Ben tez en sus peripecias contra el kafkiano sistema judicial venezolano, pero tambi n en los conflictos que le deparan un affair y un problema prost tico Al igual que en La Otra Isla , Suniaga plantea un escenario que da pie a una serie de reflexiones sobre la Venezuela actual, pa s consumido por la m s bizarra burocracia y el ag Una vez m s Suniaga demuestra cu n buen relator es en esta entrega continuaci n de La Otra Isla , donde, en clave de novela negra seguimos al abogado Jos Alberto Ben tez en sus peripecias contra el kafkiano sistema judicial venezolano, pero tambi n en los conflictos que le deparan un affair y un problema prost tico Al igual que en La Otra Isla , Suniaga plantea un escenario que da pie a una serie de reflexiones sobre la Venezuela actual, pa s consumido por la m s bizarra burocracia y el agravio de un r gimen que ha corrompido por entero la justicia en pro de un brutal modelo autoritario donde no hay cabida para disentimientos Sin embargo, existen aspectos planteados por el autor que resultan discutibles, tal es el caso del eje central de la trama la hipot tica firma viciada de la representaci n de Margarita en la firma de acta de independencia de Venezuela y su adhesi n a esta lo que da pie a un reclamo de secesi n M s, en el mundo real ese episodio de 1810 es meramente simb lico, ya que el pa s nacido de tal acto fue disuelto por los espa oles al poco tiempo, y en lo suced neo han ocurrido una series de re formaciones de Venezuela como naci n con decir que vamos ya por la quinta rep blica Aunque tal planteamiento puede ot rgarseles concesiones al tratarse de un relato de ficci n Pero en resumen, un libro entretenido, con reflexiones pertinentes y que interpreta muy bien la idiosincrasia y el momento actual que viven los venezolanos Es lento, mas que su otra novela la otra isla , pero esto no le quita lo bueno, la critica al pa s es lo que sostiene a la obra, es muy buena con pensamientos que comparto con Suniaga, en cuanto a la historia en si es algo simple desde la parte de la vida del protagonista , siento que le falto algo, pero sin duda es recomendable por su crudeza en toda la historia, se muestra la realidad actual venezolana y no deja nada bueno a la imaginaci n, y el final al igual que en su anterior novela es id Es lento, mas que su otra novela la otra isla , pero esto no le quita lo bueno, la critica al pa s es lo que sostiene a la obra, es muy buena con pensamientos que comparto con Suniaga, en cuanto a la historia en si es algo simple desde la parte de la vida del protagonista , siento que le falto algo, pero sin duda es recomendable por su crudeza en toda la historia, se muestra la realidad actual venezolana y no deja nada bueno a la imaginaci n, y el final al igual que en su anterior novela es ideal aunque no precisamente agradable para la historia Libro que le sigue a La Otra Isla Esta vez el abogado lleva el caso de un historiador margarite o que pide la independencia de Margarita por un vac o legal al momento de firmar el acta de independencia.No es tan bueno como el anterior, pero sigue siendo un excelente libro. EXTRAORDINARIO, Francisco Suniaga cada d a escribe mejor.Tras la aparente jocosa historia de un grupo de viejos margarite os que pretenden lograr la secesi n de la isla de Venezuela, junto con las preocupaciones de un hombre maduro tras una operaci n de pr stata y su infidelidad con una mujer mucho m s joven, Suniaga apunta a explicar la existencia de una Venezuela escindida en grupos irreconciliables.Por una parte est la Venezuela honesta, pensante, de rancio abolengo y ra ces, representada en EXTRAORDINARIO, Francisco Suniaga cada d a escribe mejor.Tras la aparente jocosa historia de un grupo de viejos margarite os que pretenden lograr la secesi n de la isla de Venezuela, junto con las preocupaciones de un hombre maduro tras una operaci n de pr stata y su infidelidad con una mujer mucho m s joven, Suniaga apunta a explicar la existencia de una Venezuela escindida en grupos irreconciliables.Por una parte est la Venezuela honesta, pensante, de rancio abolengo y ra ces, representada en el protagonista, Jos Antonio Ben tez, especie de alter ego de Suniaga, margarite o, casado, maduro y abogado en Gumersindo Salazar, profesor de geograf a de Ben tez en el liceo y amigo personal de su padre, quien ven a conspirando con otro grupo de viejos de la isla para lograr la independencia de Margarita del resto del pa s, basados en un error en la firma del Acta de Independencia el m dico y compa ero de infancia que lo opera de la pr stata y otros personajes cercanos al protagonista Por la otra, una Venezuela que se sinti excluida y no tomada en cuenta, los que nunca fuimos nada, los que nunca import bamos nada, como yo, ahora somos e importamos , representada por Dinorah Ter n, fiscal del juicio que se desencadena cuando Salazar hace sus primeras declaraciones independentistas, amante de Ben tez, que intenta a trav s del estudio y el trabajo su superaci n personal y profesional, cuyo crecimiento se vio limitado en la capital ante los catiritos y arregladitos venidos de la Cat lica , quien no es tomada en cuenta en un buffete privado de abogados por su condici n social, sin que prestaran atenci n a su presencia, como si ella ni siquiera tuviera el derecho a una ilusi n, los colegas de su edad hablaban de la cena en casa del doctor tal o cual, del fin de semana en Los Roques, de un mundo en el que ella jam s entrar a Su nica oportunidad surge cuando se incorpora al Ministerio P blico como fiscal en Margarita y sus colegas se ven obligados a verla con cautela, hasta de adularla Esta Venezuela tambi n se encarna en Salvador Sanabria, polic a que encarcela a Salazar luego de sus primeras y nicas declaraciones independistas por su propia seguridad, compa ero de la infancia de Ben tez, a quien resent a por ser el favorito del profesor por su inteligencia e intervenciones en clase y quien de perseguir a los estudiantes militantes de la izquierda cuando cadete, pasa a ser socialista cuando le conviene para ser favorecido por las esferas del poder.Un profundo y entretenido intento de explicar la Venezuela actual, esta gente se refiere a la mitad del pa s que detenta el poder Cu ndo comenzamos a ser esta gente para nosotros mismos De d nde sali esta gente que ten a aspiraciones de ser definitivo y universal Somos para los dem s, y al parecer, nos quedaremos para siempre, esta gente, como dos conjuntos que se excluyen Esta gente es la realidad escindida que se nos meti en el tu tano de los huesos y pudo con Gumersindo, y est pudiendo con cada uno de los treinta millones de venezolanos, porque esta gente somos nosotros todos, nadie escapa de ella Habr a que pensar que el problema no era externo sino interior, los venezolanos llevamos a esta gente por dentro, como si fu ramos un cuerpo que genera anticuerpos contra s mismo As nos dividi ramos hasta el infinito y qued ramos solos en el universo, esa realidad distinta que nuestra intolerancia genera va a estar all , sin remedio, esta gente Aceptarlo quiz s ser a un buen comienzo El libro es tan bueno, que se le perdona el uso de algunos recursos facilistas , como el extenso discurso que Salazar realiza al abogado Ben tez para explicar los momentos hist ricos m s importantes de Margarita para el tema que los ocupa cerca de 40 p ginas de las 223 del libro Se agradece la brevedad y el entretenimiento ante un tema tan duro y cercano para nosotros los venezolanos.ALTAMENTE RECOMENDABLE `READ DOWNLOAD ↲ Esta gente ↛ El Abogado Jos Alberto Ben tez tiene de nuevo entre sus manos un caso imposible Cuando un viejo amigo y colega de su padre toca a la puerta del despacho y requiere sus servicios, no imagina que los eventos pr ximos lo llevar n una vez m s a toparse con el oxidado aparato policial y judicial de la isla de Margarita y del pa s Entre los vaivenes de su matrimonio y un deseo infiel a pr stata enferma, la pr ctica renuente de la abogac a, el abuso de poder,la corrupci n, el anacronismo ideol gico, y el sol margarite o, Ben tes se ver envuelto en una situaci n que lo desborda Francisco Suniaga ha logrado hilvanar otro relato que hipnotiza por su cercan a, por su contemporaneidad, su humor perspicaz, y por la l cida mirada sobre nuestro presente y devenir Luego de La otra isla, regresa el abogado Ben tez a sufrir la imposibilidad de ver realizada la justicia cuando la verdad se ha confundido con el poder